Atención oportuna de Operagua en contingencia

Ante las fuertes lluvias registradas la tarde del 22 de junio en la zona de Cuautitlán Izcalli y el vecino municipio de Atizapán de Zaragoza, Operagua participó en los trabajos de monitoreo, control y protección a la ciudadanía que reside en las inmediaciones de la presa “El Ángulo”, a fin de mitigar los riesgos y afectaciones a la población civil.

Gracias al monitoreo que personal del Organismo mantiene en este vaso regulador, fue notificado el incremento drástico en su nivel de acumulación de agua hacia las 18:00 horas, principalmente ocasionado por el caudal de agua pluvial proveniente del municipio de Atizapán de Zaragoza. En consecuencia, iniciaron los movimientos controlados de desfogue a través de las compuertas para estabilizar la situación.

Con el nivel de la presa alcanzando los 4 metros, se generó coordinación con otras instancias del Gobierno Municipal de Cuautitlán Izcalli a fin de aplicar los protocolos establecidos de control y apoyo a los vecinos de la zona. Operagua envió oportunamente a 60 de sus trabajadores, así como un total de 400 costales con arena para salvaguardar las viviendas aledañas de posibles inundaciones.

Para ello se requirió la utilización de cinco camiones de volteo, tres camionetas de 3.5, y cuatro pick up; asimismo, se echó mano de cinco unidades “vactor” para controlar anegaciones en zonas específicas de las colonias Ejidal San Isidro, Ampliación Ejidal San Isidro y la Unidad Habitacional Niños Héroes. Tras el cese de la lluvia hacia la media noche, continuaron las labores de desfogue controlado en el vaso regulador entrada la madrugada.

Iniciada la mañana del miércoles 23 de junio, personal de Operagua empleando retroexcavadoras comenzaron a retirar basura y azolve de la presa “El Ángulo”, alcanzando un total de 36 toneladas hacia el mediodía.

Con casi dieciocho horas de trabajo ininterrumpido y coordinado con autoridades municipales y estatales, el personal del Organismo se retiró de la zona, manteniendo el monitoreo permanente de la presa a fin de continuar brindando atención y protección a las y los habitantes de las comunidades aledañas durante esta temporada de lluvias.